Obstáculos creados para un concurso hípico


Saltos para la Ciudad

Desde el pasado martes y hasta el 22 de septiembre, el Museu del Disseny de Barcelona acoge la exposición “Saltos para la Ciudad”, una ruta entre nueve obstáculos diseñados por alumnos de escuelas de diseño de la ciudad, jóvenes diseñadores y el Real Club de Polo de Barcelona. La muestra, que ha sido organizada por la Barcelona Equestrian Challenge, exhibe las piezas resultantes de la quinta edición del concurso “Un salto para la ciudad”, que consiste en diseñar un obstáculo para el concurso de saltos CSIO Barcelona, que se celebra cada años en el Real Club de Polo de Barcelona, y tiene como objetivo continuar reforzando el vínculo existente entre la centenaria competición deportiva y la ciudad de Barcelona.

Las piezas simbolizan monumentos y obras emblemáticas de Barcelona como la Sagrada Familia, el barrio del Eixample o la red de metro de la ciudad, entre otros. El diseño de la exposición, que está a cargo de Elena Boix, jefa de pista del CSIO Barcelona, está pensado para que el visitante realice el recorrido tal y como lo haría un jinete caminando antes de competir, para aprenderse el orden de los obstáculos.

El salto ganador de la quinta edición del concurso de “Un salto para la Ciudad” ha sido Arc Decò, que pasará a formar parte de los recorridos del CSIO Barcelona. El proyecto pertenece a Jessica Álvarez y Talia Puey, estudiantes de la Escuela Superior de Diseño y Arte Llotja, y está basado en la fuente mágica de Montjuic y las torres venecianas que enmarcan la avenida que llega hasta ella: “Queríamos hacer un salto representativo y original, transmitir la esencia de la magia y el espectáculo de Barcelona”, han comentado.

El presidente de la Fundación RCPB, Emilio Zegrí, ha agradecido a la Escola Superior de Disseny i Art Llotja la colaboración para esta acción y ha felicitado a las autoras del proyecto, señalando los valores de la hípica como deporte “donde mujeres y hombres compiten en igualdad”.

 

 

 

TALENT&CO